One of those days…

El pasado sábado 12 de julio tuve lo que los ingleses llaman “one of those days”.

Uno de esos días en los que Murphy hace acto de presencia y todo, absolutamente todo sale de manera totalmente opuesta a como lo habías planeado.

¿Querías levantarte temprano?, pues resulta que no puedes porque llevas una semana de “trabajos forzados” y estas más que muerto, además de haberte acostado pasadas las 2h30…

¿Querías ir a la playa?, pues no… porque se te olvido confirmar, tus amigos ya se fueron (pues ibas a una playa lejana) y se te quitan las ganas de irte para allá solo (siempre queda la playa de la city a 5 min., pero decides que no es el día)…

¿Quieres ir de shopping?, pues no puedes porque recuerdas que se te está terminante prohibido salir de compras en fin de semana. Recuerda que odias y no soportas las masificaciones consumistas y los centros comerciales (prefieres comprar entre semana y decides no romper tu ritual)…

¿Quieres hacer deporte?, pues no… con quien sueles los sábados están hoy en la playa y el gym está cerrado, entonces decides leer y descansar para coger muchas fuerzas y estar la mar de fresco el saturday night fever…

¿Te pretendías levantar con fuerzas?, pues te levantas totalmente destrozado después de quedarte dormido con el canto de un libro de novela policíaca clavado en la mejilla derecha…

¿Querías y decides ir a comprar para organizar una cena por todo lo alto en tu casa? pues no, aquí Murphy llamó a todos los Chamanes que conocía (que no debieron ser pocos) y estos a su vez llamaron a todas las Meigas que pudieron. Así pues, se juntaron todos estos más todos y cada uno los enemigos de Spiderman, Batman, Superman y todo tipo de malhechores para, entre todos, realizar un conjuro de mala suerte hacia mí… consecuencia del cual, al salir me dejé dentro una de las llaves que abre mi preciada, rústica y a la vez antigua puerta de casa.

De esta guisa, me quedé fuera del portal con una sola llave (hacen falta 2 para abrir la puerta), en chanclas, jeans, camiseta, con el pelo revuelto y una cara de gilipollas que tardó en desaparecerme algo así como 20 min. Este fue exactamente el tiempo que estuve allí delante con cara de mocoso, cagándome en Murphy y en toda la tropa e intentando todo tipo de técnicas Ninjas, Samurais y de cualquier caco del tres al cuarto para tratar de abrir (iluso de mi) la puerta.

El resultado: 21h00… yo, un chico que no ha hecho mal a nadie, que siempre ayuda al más débil, bla bla bla… frente a su portal, después de pasar un sábado roñoso y con la libido (por decir algo) por los suelos.

Mis padres, que venían a cenar a la city desde su resort de vacaciones, fueron quienes me salvaron de aquella penosa, triste y humillante situación, al rescatarme y obsequiarme con un nuevo juego de llaves. Eso si, aun me chupé casi 1 hora que empleé en poner gasolina, escuchar esas canciones que nunca selecciono en mi ipod (porque eso si, llaves no, pero ipod y móvil ya son extensiones de mis dedos, leñe!) y comprar algo para solucionar la noche con elegancia en un Opencor.

En fin, la noche no acabó ahí, ni mucho menos… pero lo que viene tras esta epopeya es todo bueno (aunque me costó reaccionar y ser el de siempre) y no apto para menores… por si algún menor lee esto.

Por si os lo preguntáis… ¿el domingo siguiente?, totalmente antagónico… valió por una semana entera de buena suerte… todo el día en el chalé de papa y mamá aderezado con una deliciosa paella, hamaca, lectura placentera (música que no falte), dibujos en mis cuadernos, y disfrute con mis sobrinos. Digamos que mandé tanto a tomar por c*** a Murphy y compañía, que este día… me dejaron en paz… y cuanta paz…

There are no comments on this post.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: