Me gusta Bitter Kas…

bitterkas-new

En mi nevera siempre hay Bitter Kas. Es diferente. Me gusta su sabor. Me gusta su color. Y me gusta mucho más ahora que ha cambiado su branding y packaging, obra de Morera Design.

Aún siendo un adolescente, fue la primera vez que probé el Bitter Kas… y nunca jamás lo olvidaré.

“Recuerdo que era una calurosa tarde de verano. Estabamos en el chalet de una amiga y, sentamos en la piscina, ella se ofreció a sacarnos unos refrescos (nada de alcohol, por supuesto). Todos pedían agua, batidos, coca-cola, etc… y a ella (a la que para mi era la chica más bella del planeta) se le ocurrió decir que tomaría un Bitter Kas. En ese momento se hizo un silencio (la mayoría no sabía que demonios era eso), pero yo, valiente de mi, alcé la mano y dije: “María, yo quiero uno también”. Solo por como me miró ella, mereció la pena el haber tomado esa decisión (a pesar de todo el sufrimiento que vino después). El resto del personal (que no era poco) me miró con una mezcla de asombro y asco.

Pues bien, lo bueno vino cuando María y su Mamá se presentaron con sendas bandejas y todo tipo de bebidas con mucho hielo, pajitas… y dos brebajes de color rojo que parecían un preparado de quimicefa. Por eliminación, supe que uno de “esos” era mío y comencé a plantearme seriamente la posibilidad de inventarme una excusa para no tener que ingerir aquello, pues en mi foro interno empezaba a ser consciente de que había sido una mala idea. Todos y cada uno de los presentes echaron mano de sus vasos y comenzaron a beber como si se acabara el mundo, menos Maria, que daba sorbitos pequeños. Entonces yo, astuto de mi, deduje que ese debía de ser el “modus operandi” de tomárselo… poco a poco. Pero la sed que tenía y el calor que hacía (a pesar de estar resguardados con sombrillas y hamacas al borde de la piscina) eran muy acuciantes y superiores a mi pavor.

Pensé, entonces, que María y las chicas debían beber así porque eran muy finas y elegantes, pero yo era un chico… y tenía una sed de mil demonios. No vacilé más y le di un buen trago largo. Isofacto, y a la vez que solté un gemido, mi cara al completo hizo implosión mostrando solo un pequeño orificio (mi boca arrugada como el culo de un mono) por donde asomaba única y exclusivamente un bracket y chorreaba el “asqueroso y amargo” líquido rojo. Por un momento pensé y creí que nadie se había dado cuenta, pero no fue así. Era el centro de todas las miradas. Resultaron ser unos segundos “raros”, de silencio, donde nadie se atrevía a decir nada. Al final, hice acopio de valor y después de un “estoy bien, me entró por mal sitio!” me terminé el (en aquel entonces dichoso) Bitter Kas como si no hubiera pasado nada… y todo volvió a la normalidad.

La tarde fue inmejorable. Me terminó gustando, aunque admití que no lo había tomado antes. Casi todos lo terminaron probando, con diferentes reacciones. Nos hicimos muchas bromas. Pasamos largas horas en la piscina. María se rió mucho conmigo… “.

Cuando bebo Bitter Kas me acuerdo de esa tarde… de María… del verano cuando tienes 15 años…

¿Aún no lo has probado?… te animo a que lo hagas!.

About these ads

16 comentarios

  1. Mi madre, cuando yo era pequeña, la tomaba muchísimo (ahora no y no sé porqué) y a mi me parecía la bebida más glamourosa del mundo. Siempre le pedía un sorbito y ella me daba porque creo recordar que tenía un poquito de alcohol.

    Hace mil que no lo tomo. Creo que este finde me beberé uno a tu salud.

    • El Bitter Kas no tiene nada de alcohol… cero patatero. En cambio, el Bitter Campari y el Bitter Cinzano si tienen. Te recomiendo los tres!. Campari es super glamouroso… echa un vistazo a su web. Para cockteles son idealessss.

  2. Pd 1. Me encanta la nueva botella.

    PD 2. Esa María me cae fatal…

    ;-P

    • Respuesta a pd1.- a mi tb, muy acertada.
      Respuesta a pd2.- ¿no te llamabas María? ;-DDD

  3. Uggggg no me gusta nada el sabor, pero me encanta la botella nueva hehe

    sau2

  4. Es verdad que el Bitter tenía mucho glamour… Yo tuve una experiencia similar con el primer sorbo de Gin Tonic al que mi madre, amablemente, me invitó. Siempre le encontré un gusto a colonia que luego he seguido saboreando… En cuanto al Bitter, too bitter for my body, pero la nueva botella es divina, eso sí.

  5. cuánto te han pagado, confiesa!

    • poco… no hay pa repartir ;-)

  6. ..lo digo para que les pases mi mail….

    • ni de coña XD

  7. EL DISEÑO ESTA MUY COOL!
    HABRA ECHARLEUNA PROBADITA!

    • no esta mal ;-)

  8. Chacho llevas 3 meses con el botellón de bitter kas. o te han pagado una fortuna o te ha dado un jamacuco o has abandonao el blog. Dinos algo pordiostelopido.

    • Te falta la opción D.- “ninguna de las anteriores es correcta”.

  9. Pues feliz de verle a usted por estos lares. Un besote gordo :-)

  10. Estoy buscando la foto de una cartelera publicitaria de los años 80, de Bitter Kas, que sorteaban un porsche 944…. alguien me puede ayudar? Gracias

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: